martes, 9 de agosto de 2016

Verano

VERANO... Para los adultos es solo una palabra, pero para un niño es mucho más, esa palabra para ellos es todo un mundo. 

Para los niños el verano es pura magia! Es una época en la que la rutina desaparece y cada día es una aventura. El verano es ese momento en el que los niños son realmente niños. 

El verano para ellos son días de playa hasta el amanecer, helados, comer sandía como si no hubiera un mañana, tardes de piscina en casa de los primos, ir a casa de los abuelos a estar en el huerto, recoger huevos de las gallinas y jugar en el barreño. Es ir desnudos casi todo el día, correr, saltar, buscar conchas, hacer guerra de globos, rasparse las rodillas, bailar la canción del verano, reír a carcajadas y volver en el coche después de un día de no parar y que tu hija te diga "mamá, me lo he pasado muy mien". 

En verano los niños se despiertan felices y caen en la cama derrotados por todas las aventuras vividas ese día y con una sonrisa que los delata. 

El verano para ellos es felicidad, es dejarles ser ellos mismos y crear recuerdos increíbles que les ayuden para cuando sean mayores, que la palabra verano siga siendo mágica.







¡Besos y Feliz día!